fbpx

Cómo cocer marisco vivo y los tiempos de cocción son las cuestiones más importantes a la hora de preparar cualquiera de las variedades de marisco fresco que puedes comprar online  en nuestra tienda.

Si compras marisco gallego de calidad y lo dejas en agua mucho más tiempo del debido, no disfrutarás de su textura o de su increíble sabor ya que se perderá en la cocción.

Debes tener en cuenta dos cuestiones que marcarán el tiempo de cocinado: el tipo de marisco y su tamaño. No te preocupes, a continuación especificaremos qué proporciones de agua y sal, así como cuánto tiempo, necesitarás para conseguir su óptima elaboración.

Antes, vamos a ver un par de cuestiones a tener en cuenta:

  • La olla: Debe ser lo suficientemente amplia para que se cueza bien y no estén amontonados.
  • El agua: lo ideal sería usar agua de mar. Si decides usar agua marina, ten cuidado con la salubridad de esta.
  • Sal: Si usas agua potable, calcula que por cada litro necesitas 60/70 gramos y que una cuchara sopera equivale a unos 15 gramos. 
  • El laurel: es una opción muy personal.
  • La limpieza: Los moluscos son los que pueden necesitar más atención para retirar posibles arenas que puedan retener dentro. Metiéndolos en agua con sal durante un par de horas sería suficiente. En nuestro blog os iremos dando trucos para cada uno de ellos.

 

Marisco vivo o muerto:

Dependiendo de si el marisco está vivo o no tendremos que tener en consideración un par de cuestiones:

  • Si está vivo: debes ponerlo a cocer en agua fría. En el momento que rompa a hervir es cuando empezarás a contar el tiempo de cocción.
  • Si está muerto/congelado: lo pones a cocer en agua hirviendo, contando el tiempo desde que vuelve a hervir de nuevo.

A excepción: los camarones y percebes, que los ponemos a cocer siempre desde agua hirviendo y se sacan medio minuto después de que vuelva el agua a hervir.

Aquí os dejamos los tiempos de cocción de los mariscos gallegos que encontraréis en nuestra tienda. Recuerda que vendemos marisco cocido también.