Cigala Real. Un tesoro del mar

20 Mar 2023 | Actualidad

Para algunos, una especie desconocida, para otros, una maravilla de las profundidades del océano la cigala real un tesoro del mar.

Lo cierto es que la cigala real es un marisco atípico que pocos han probado, pero que supone uno de los mayores tesoros del mar.

La cigala real es también conocida bajo el nombre de cigala de mar, aunque su nombre científico es Scyllarides Latus.

Es un tipo de crustáceo decápodo que puede encontrarse en distintas zonas a lo largo del plano terráqueo.

Durante el día, permanece escondido entre las rocas y las profundidades del mar.

Por la noche, sale a cazar pequeños moluscos, larvas y bivalvos.

Por tanto, se trata de una especie depredadora.

Para darnos cuenta de la importancia de la cigala real, te indicaremos que es un marisco mucho más apreciado incluso que el bogavante europeo.

Esto se debe a múltiples factores como el sabor, pero eso ya lo comentaremos más adelante.

Aparte de su exquisito sabor, es una especie protegida y muy muy escasa.

En Galicia, al año se capturan como mucho 500 kilos.

Por supuesto, también está muy controlada para evitar su extinción.

¿Dónde habitan las cigalas de mar?

La cigala de mar vive en zonas rocosas de la costa, y permanece durante el día escondida en cuevas, cavidades sujetas al techo y grietas entre paredes donde encuentra protección de sus depredadores.

Aparte, también se pueden esconder entre rocas depositadas en el fondo marino.

Se encuentran entre 3 y 100 metros de profundidad y es infrecuente que puedan alcanzar los 200 metros

La cigala de mar se encuentra en las profundidades del océano Pacífico, océano Atlántico y el mar Mediterráneo.

Aparte, una de las zonas donde puede abundar más esta especie es en el mar Caribe.

Características de la cigala real

La cigala real cuenta con unas características que la hacen diferenciarse de otras especies.

En primer lugar, nos llama la atención su aspecto.

A simple vista, parece una especie prehistórica.

Sus pequeños ojos y su cuerpo impresionan por su físico antediluviano.

Tiene un caparazón extremadamente duro que le protege de sus depredadores. Dicho caparazón tiene forma cuadrangular.

A diferencia de otras especies de decápodos, el cuerpo está cubierto de protuberancias o gránulos

Por otra parte, su exoesqueleto es bioluminiscente.

Como hemos mencionado, se nutre de bivalvos y otros invertebrados.

Durante la época de reproducción, los machos se mudan hasta encontrar cuevas pequeñas; sin embargo, las hembras tienen una reproducción asíncrona.

Al ser un decápodo, tiene 10 patas que terminan en unas garras o uñas muy afiladas que pueden tener varios centímetros de longitud.

Cuenta a su vez con antenas de color violeta y de textura lisa.

Su abdomen se divide en diversos segmentos en los cuales hay uno más abultado en la parte central.

Su color es rojo, pardo y tiene una línea amarillenta en su abdomen.

Respecto a su tamaño, pueden llegar a medir hasta 45 centímetros de longitud, por lo que es una especie de gran envergadura.

No obstante, el tamaño suele rondar los 30 o 35 centímetros y puede variar de unas cigalas reales a otras.

Normalmente, las hembras son mayores que los machos.

Diferencias entre santiaguiño y cigala real

A menudo, muchas personas se preguntan sobre las diferencias entre el santiaguiño y la cigala real.

Esto sucede porque el aspecto de ambas especies es bastante similar debido a que forman parte de la familia de los escílaridos.

Aparte, si nunca se han visto las dos especies al natural, se pueden confundir por las imágenes.

Sin embargo, existen muchas diferencias entre los santiaguiños gallegos y las cigalas de mar que ahora mismo te desvelaremos.

Tamaño

La diferencia más notable entre ambos animales es el tamaño.

La longitud de los santiaguiños no suele superar los 15 centímetros, a diferencia de los más de 40 centímetros de longitud que puede alcanzar una cigala real.

El peso, como es obvio, también es muy diferente.

Lo normal es que un santiaguiño pese menos de 100 gramos, siendo 80 gramos el peso medio habitual.

Sin embargo, las cigalas de mar adultas tienen un peso mínimo de 400 gramos y pueden llegar a los 1500 gramos en algunos casos.

Estamos hablando de que pueden multiplicar el peso más de 10 veces, por lo que la diferencia es abrumadora.

Color

El color de la cigala real es un pardo rojizo con antenas violáceas y en el primer segmento abdominal tiene unas listas rojas más intensas.

En el caso del santiaguiño, su color es marrón oscuro en la zona del dorso, y unos tonos amarillentos en la zona abdominal.

Aparte, cuenta con la forma característica de la cruz de Santiago cuando se cuece. De ahí su nombre.

¿Cocidos se diferencian la Cigala real del santiaguiño?

Como hemos indicado, aparte del tamaño, el santiaguiño cocido cuenta con una forma de cruz de Santiago que no posee la cigala real al cocerse.

Si vemos a ambos decápodos separados en imágenes y con el cuerpo doblado, a simple vista pueden parecer el mismo.

Pero ya has aprendido que, para poder diferenciarlos al natural, únicamente tienes que fijarte en el tamaño.

Valor nutricional cigala real

El valor nutricional de la cigala real es indiscutible si tenemos en cuenta todos sus nutrientes.

La cigala de mar cuenta con un aporta calórico bastante bajo, a razón de 85 calorías por cada 100 gramos de producto.

Tiene 17 gramos de proteínas por 100 gramos de carne y apenas contiene grasa.

Respecto a los minerales, tiene un gran aporte de calcio, sodio, yodo y selenio, entre otros.

Si nos centramos en las vitaminas, este producto es rico en vitamina B1, niacina o vitamina B12.

Adicionalmente y al margen de su valor nutricional, si nos centramos en sus propiedades culinarias, verás que es un ingrediente con el que se pueden hacer elaboraciones gastronómicas de alto nivel.

Conservación

Como hemos indicamos más arriba, la cigala real es una especie muy escasa y actualmente su captura está muy controlada.

La veda en las costas gallegas es muy estricta para poder mantener esta especie.

Por ello, únicamente se puede capturar algunos meses al año y pasando estrictos controles para conseguir una buena conservación de la especie.

Aparte, se está trabajando para propiciar la recuperación de la especie, por lo que es complicado en muchas ocasiones poder conseguir una pieza.

En Mariscos Gallego nos implicamos al máximo en la conservación de todas las especies del mar.

Artículos relacionados

Percebe de Costa da Morte

El Delicioso Percebe de Costa da Morte: Tesoro Gastronómico del Mar Si alguna vez has tenido la oportunidad de probar el percebe de Costa da Morte, seguramente has experimentado una explosión de sabor en tu paladar. Este manjar marino, con su sabor intenso y su...

La valentía detrás del percebe gallego

La valentía detrás del percebe gallego: Descubre la historia de Mariscos Gallego Bienvenido al mundo lleno de valentía de los percebes gallegos, donde cada mordisco jugoso cuenta una historia de valentía y perseverancia. En Mariscos Gallego, ubicado en Vilanova de...